Hormigón impreso en Medina del Campo

El hormigón impreso en Medina del campo ha tomado gran popularidad debido a que en Pavimentos coral ofrecemos diseños de alta calidad a un precio realmente asequible para todos. Este material mantiene todas las propiedades tradicionales del hormigón, pero teniendo la diferencia de que permite texturizarse y pintarse de acuerdo a tus gustos.

Por lo tanto, ofrecemos la oportunidad de mejorar la apariencia del suelo o paredes de alguna estancia del hogar con un material resistente y duradero. Además, al compararlo con otros materiales utilizados para la misma función evidenciarás la asequibilidad que tiene el hormigón.

 ¿Cómo se implementa el hormigón impreso en Medina del campo?

Medina del campo es un municipio español reconocido por sus majestuosas ferias y lugares para vacacionar, por lo tanto necesitan espacios de calidad para que las personas transiten cómodamente.

Una de las características del hormigón impreso en Medina del campo es  la resistencia, elegancias y visión futurista que ofrece en los diferentes lugares donde lo aplicamos.

Puedes encontrar algunos de nuestros trabajos en paseos reconocidos como plazas, calles, fachadas, parques, etc. Ofreciendo suelos y paredes impecables y de alta duración para mantener una estética agradable en el lugar.

¿Cómo realizamos la aplicación del hormigón?

A pesar de que la aplicación del hormigón impreso en Medina del campo no es un proceso demasiado largo para obtener los diferentes diseños necesitamos seguir tres etapas básicas de implementación. Cada una es indispensable para obtener los resultados finales que deseamos y mantener todas las propiedades del material.

Fase uno: Realizar la coloración principal

Para comenzar, agregamos la coloración base que se encargará de dar la apariencia natural de la madera, baldosa, o cualquier otro material que estemos imitando. Este proceso se lleva a cabo a través de colorantes especiales y endurecidos que colocamos sobre el hormigón tradicional. Usualmente el producto que utilizamos es polvoroso.

Sin embargo, tenemos dos procedimientos clásicos que podemos utilizar para este paso. La primera opción es llevar a cabo la pigmentación en la superficie cuando la misma ya se encuentre en estado plástico. Mientras que la segunda opción, es que añadamos el color cuando mezclemos los ingredientes del hormigón para conseguir un resultado más uniforme.

Fase dos: coloración definitiva

Como es de esperar, es momento de agregar el colorante definitivo a toda la superficie, de este modo se mejora la tonalidad. De esta manera se obtiene perfectamente lo deseado por el cliente. Además es la capa que aportará el texturizado y obtendremos acabados con mayor detalle. En este punto también podemos utilizar dos técnicas diferentes.

Pero, la preferida por nosotros es con colorante en polvo, debido a que solo es necesario rociarse sobre la superficie e iniciar con el estampado final. La otra técnica es a través de colorantes líquidos, debemos rociarlos sobre el molde que ofrece la textura antes de colocarlos para transferir con ellos la tonalidad final.

Fase tres: Estampado final

En pocas palabras, solo debemos colocar el molde que has elegido y ejercer un poco de presión sobre ella para que se texturice correctamente la zona. Aquí puedes dejar volar la imaginación, pero los preferidos son aquellos que imitan materiales como la piedra, pizarra, madera o baldosas.

Pídenos presupuesto sin compromiso

Llámanos